Este accesorio para caballero está de vuelta

La Pajarira. Ha retomado fuerza entre las nuevas generaciones que se atreven a portarlo de diferentes formas. El siglo XXI las desempolvó para convertirlas en accesorios casuales.

Las hay para todos los gustos. Estampados que rompen con lo clásico. Divertidas flores, caracolas y puntos. Los cuellos masculinos se llenan de color con pajaritas. El siglo XXI las desempolvó para convertirlas en accesorios casuales.

Ideal para usar con americanas, retoman el estilo preppy de los años 50. El término definió la vestimenta de los preparatorianos de las escuelas privadas más prestigiosas de Estados Unidos. Fueron popularizadas por las familias más acaudaladas, que se caracterizaron por usar pantalones cortados a la medida, americanas que delinean el cuerpo y coquetas pajaritas.

“La moda es cíclica, ahora se llevan con americanas y pantalones chinos. Es una manera de hacer contemporáneo un clásico”, asegura Sergio Vallarta, asesor de moda de Protocolo, tienda de ropa para caballero.

“Quienes más las compran son hombres de entre 20 y 40 años. Lejos de su uso formal con esmoquin o frac, las piden como un detalle para refrescar sus atuendos”, comenta el especialista.

Cada vez es más común ver que los caballeros las elijen en lugar de las corbatas. En los últimos tres años se han presentado en pasarelas incluso con jersey y sudaderas. La manga corta y los tirantes complementan otra propuesta. Son accesorio importante del denominado estilo hipster, en el que se usan con jeans, además de botas y bostonianos.

En las propuestas que se encuentran en el mercado resaltan dos: los moños ya hechos y las que son para anudar.

“Todo depende de la elección personal. La pajarita define la identidad de quien la usa. Es tan personal como el nudo de la corbata”, comenta Maximiliano Villegas, asesor de moda.

Se recomiendan más para los hombres delgados y de complexión media, e incluso hay polémica respecto a si a las caras redondas les va o no.

“Es más problemático porque ocultan el moño y no se alcanza a apreciar bien”, refiere Vallarta. Sin embargo, Villegas dice que ese factor “se puede solucionar con un moño más grande. En la actualidad todo es una cuestión de estilo, hay que encontrar los caminos. Todos pueden usar lo que quieran siempre y cuando lo sepan combinar”.

Fuente: Elfinanciero.com.mx

También podría gustarte Más del autor

Los comentarios están cerrados.