La moda entre el atletismo y el ocio

El athleisure, esa nueva tendencia que ha cautivado a la moda desde hace unas temporadas y que invita a la unión entre las prendas deportivas y la ropa de calle o de pasarela, ya es una inspiración más dentro de las colecciones de diseñadores y marcas globales.

Este término compuesto que reúne las palabras athletic y leisure (atlético y ocio) parece a priori un oxímoron pero no lo es. Basta con observar las pasadas colecciones de diseñadores como Alexander Wang o Karl Lagerfeld para Chanel para darse cuenta de que las calzas, los tops y los championes ya no son solo exclusivos de los gimnasios, sino que también tienen permitida su salida a la calle e incluso tienen sus versiones de lujo.

Pero no son solo los grandes diseñadores quienes se han inspirado en la indumentaria deportiva para crear piezas de calle, sino que las marcas deportivas también han aprovechado para mejorar sus líneas e intentar ganar en su propio juego.

Adidas –que recientemente abrió su primera tienda en Montevideo de Adidas Originals, su línea de indumentaria informal que transforma su clásica imagen y la convierte en prendas de tendencia– es una de las marcas que más se han aliado con figuras como el ya mencionado Alexander Wang, Kanye West y Pharrell Williams para lanzar líneas y conquistar las calles. Nike, por su parte, el año pasado comenzó prometedoras alianzas con diseñadores como Riccardo Tisci (ex director creativo de Givenchy), Kim Jones (responsable de la línea masculina de Louis Vuitton) y la grifa Comme des Garçons.

Aunque conseguir la mayoría de estas piezas en el mercado uruguayo sea prácticamente imposible, la tendencia ha llegado de diferentes maneras a colarse en la indumentaria local. En Uruguay, esta influencia deportiva se ha podido ver tímidamente en trajes de baño y tops al estilo nadador de Srta. Peel o Lu Cossani, así como también en la supremacía de la campera bomber el año pasado, que continuará a lo largo de este invierno y se puede ver en varias marcas de fast fashion.

Fuente: Elobservador.com.uy

También podría gustarte Más del autor

Los comentarios están cerrados.